Este lunes 30 de octubre, el doctor Clemente Terrero dio a conocer el primer caso en el país de transmisión de dengue por vía intrauterina de una madre a su bebé en medio de este brote que ya acumula más de 14 mil casos sospechosos y 13 muertes confirmadas.

El infectólogo Héctor Balcácer explicó que una mujer en estado de gestación, especialmente durante las últimas semanas del embarazo, puede transmitir la infección a su bebé, en caso de resultar afectada por el virus del dengue.

“Eso no es nuevo, en el mundo hay muchísimos casos reportados”, dijo Balcácer, aunque reconoció que se trata de “un evento relativamente infrecuente”.

El galeno indicó que puede ocurrir entre el 18 % al 22 % de las embarazadas, es decir, que uno de cada cinco niños podría nacer contagiado de la enfermedad transmitida originalmente por la picadura del mosquito Aedes aegypti.

Balcácer aclaró que debe darse la siguiente concatenación de eventos para que haya contagio intrauterino: que la mujer esté embarazada, que se encuentre en la etapa final de su embarazo, que un mosquito la pique y le transmita el dengue, que, finalmente, el virus pase al bebé.

El especialista recordó que las embarazadas conforman un grupo de riesgo, ya que, al contraer dengue, tienen “mayor probabilidad de presentar parto prematuro, parto inmaduro o aborto”.

“Una paciente embarazada con dengue necesita ser hospitalizada para mantenerla bajo observación”, agregó.

A nivel global, en el planeta se contabilizan cada año entre 300 a 400 millones de casos probables de dengue, incluyendo niños, adultos y embarazadas.

https://resources.diariolibre.com/images/2023/10/31/hector-balcacer.jpg

El doctor Héctor Balcácer. (FUENTE EXTERNA)

Aunque parezca sorprendente la cifra, el doctor declaró que muchas veces son casos que pasan de manera desapercibida.

“La mayoría de los casos de dengue se comportan como una gripecita, como un dolor en el cuerpo, como un dolor de cabeza, como un malestar y no terminan buscando asistencia”, detalló.

Subregistro

Balcácer se refirió al subregistro de pacientes, indicando que la cifra pudiera ser de ocho a diez veces lo que oficialmente han compartido las autoridades de Salud.

“Posiblemente hayamos tenido 140 mil (casos)”, estimó.

El galeno sostuvo que, actualmente, unos 40 casos se mantienen bajo investigación para determinar si la causa de defunción fue, efectivamente, fruto del contagio del virus del dengue.

“Puedo haber muerto de malaria, de leptospirosis”, añadió sobre la importancia de hacer las auditorías a los fallecimientos.

Insistió en que la población menor de seis años no tiene defensas contra el serotipo 3 del dengue, que no se reportaba en el país desde 2019, y por eso ha sido la más afectada durante este brote.

Los niños siempre van a ser más vulnerables que los adultos”, dijo el infectólogo.

Finalmente, instó a los padres a buscar asistencia médica temprano, recordando que además de dengue, hay otros virus circulantes con sintomatología similar.

Por

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *