El Ejército mexicano ha asumido el control del balneario turístico de Acapulco y está encargándose de las labores de reparación y entrega de ayuda en esa zona del estado de Guerrero después de los saqueos y el descontrol generados por el devastador paso del huracán Otis, de categoría 5. Hasta ahora, el huracán ha dejado 39 muertos, 10 desaparecidos, decenas de heridos y cuantiosos daños materiales.

Las Fuerzas Armadas están trabajando para restablecer el orden y proporcionar agua y alimentos a una población sumida en la desesperación, tristeza y rabia debido a la destrucción total o parcial de sus hogares, centros de trabajo y hoteles, así como a la falta de suministros y a la lentitud en la llegada de la ayuda.

Resolver estos problemas en una ciudad destruida con aproximadamente 800,000 habitantes y daños en alrededor de 400,000 hogares no será una tarea sencilla. El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, ha declarado: «Estamos llevando a cabo las cosas de manera organizada y procurando mantener el orden, evitando el robo, que es otro asunto que seguiremos atendiendo (…) lo que buscamos es que todo se desarrolle de manera ordenada».

Desde las primeras horas, los habitantes y turistas varados en el puerto sabían que se avecinaban momentos difíciles debido a la falta de energía eléctrica, servicios de telecomunicaciones, transporte y gasolina, así como a los bloqueos en carreteras causados por los deslaves. Esta situación de desesperación por la falta de agua y alimentos, sumada a la ausencia de autoridades, provocó saqueos no solo de productos de primera necesidad, sino también de aparatos electrónicos, convirtiendo a Acapulco en tierra de nadie durante unas horas.

En cuanto a la ausencia del presidente López Obrador en Acapulco, él ha declarado: «Creo que puedo ayudar más coordinando desde aquí todas las acciones y todo lo que se requiera, y si es necesario, iré, pero no quiero convertir esto en un espectáculo». Además, se ha comprometido a que Acapulco se recuperará.

El sábado, el Gobierno de México elevó a 39 el número de muertos y reportó 10 desaparecidos a causa del huracán Otis, que se intensificó rápidamente para convertirse en uno de los ciclones más poderosos en la historia del Pacífico. La Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana (SSPC) informó que la causa probable de las muertes es asfixia por sumersión, aunque las investigaciones continúan. Las personas fallecidas aún no han sido identificadas.

Unos 10,000 agentes del Ejército, la Marina y la Guardia Nacional (GN), en coordinación con autoridades municipales, estatales y federales, han establecido dispositivos de seguridad y vigilancia en Acapulco. Además, están llevando a cabo patrullajes para prevenir y desalentar posibles actos delictivos, así como la remoción de vehículos, escombros, postes, árboles y otros obstáculos para despejar las zonas afectadas.

https://resources.diariolibre.com/images/2023/10/28/whatsapp-image-2023-10-28-at-6.06.14-pm.jpeg

(AFP)

El Comité Nacional de Emergencia (CNE), integrado por distintas secretarías, ha asegurado que están intentando responder a las necesidades de la población y restaurar los servicios lo más rápido posible. La Secretaría de Infraestructura, Comunicaciones y Transportes (SICT) ha restablecido el acceso a la autopista México-Acapulco, habilitado un carril en la carretera federal y está trabajando en la reparación de varias rutas locales y en el tramo La Venta, donde se reportó un socavón en el kilómetro 16. Además, se ha implementado un puente aéreo y terrestre para transportar ayuda y combustible.

La Comisión Federal de Electricidad (CFE) ha informado que se han caído 10,000 postes y 140 torres de alta tensión, lo que ha afectado a unos 500,000 usuarios. Por otro lado, Pemex ha anunciado la llegada de un buque cargado con diésel y turbosina para garantizar el suministro esencial para vehículos, maquinaria y aeronaves utilizadas en las labores de atención a la población y recuperación. La Comisión Nacional del Agua (Conagua) está suministrando agua potable a través de camiones cisterna y realizando trabajos de desazolve en drenajes saturados.

Nota: El texto ha sido editado de acuerdo con el Manual de Estilo de la Associated Press, respetando las palabras entre comillas como citas textuales.

Por

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *